viernes, 11 de septiembre de 2015

ABANDONO

Para morir
me faltan dos auroras,
y el último minuto
al ver pasar el día.

Y aunque adolesco
de tu amor vida mía;
mejor morirme lejos
que vivír esta agonía.

Para morír;
cuando la luz se marcha,
y expira en la distancia
el sol cuando se pierde.

Si el sueno aquél 
se quedó sín fragancia;
y mis manos vacías
como aves que se pierden.

Y si la ausencia de tu amor
como fardo se clava;
y la soledad de mi alma
padece tu abandono.

Yo espero mis auroras
y el fín de mi alborada
para morír a solas
como ave abandonada.

Aída Alanís
Septiembre 11 2015.



3 comentarios:

  1. hermosas letras llenas de un sentimiento muy profundo que se siente en las fibras intimas del ser que se alejo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar Mario, me alegra haberte dado gusto..Saludos .!

      Eliminar
    2. Gracias por comentar Mario, me alegra haberte dado gusto..Saludos .!

      Eliminar

Entrada destacada

AUTORRETRATO

Hablemos claro... yo no soy una sombra; soy un alma, con cuerpo y con memoria. Un destino en un mundo inalcanzable; la geog...